¿Por qué algunos ascensores tienen botones placebo?

¿Te has fijado? En algunos ascensores hay un botón para cerrar las puertas; si lo has visto, quizás sabrás también que este botón no hace nada. Aunque está pensado para agilizar la trayectoria entre plantas, no funciona; y no porque esté roto, sino porque está programado, precisamente, para ser un botón placebo. Sí, como el botón para activar el semáforo verde en algunas ciudades.

Sigue leyendo, te contamos por qué.

Todo viene de una ley estadounidense: Americans With Disabilites Act

Lo explica el New York Times y se hace eco el portal español sobre tecnología Xataká. En 1990 se aprobaba una ley estadounidense, Americans With Disabilites Act, que tenía el objetivo de «proteger a las personas con discapacidades físicas de situaciones como la de no poder entrar en un ascensor a tiempo antes del cierre de puertas». De golpe y plumazo, el panel de millones de elevadores tanto en producción como en marcha, debía desactivarse. Y así fue.

Pero, ¿por qué los elevadores que se siguieron fabricando continuaban incluyendo en el panel ese botón? Desde Xataka dirigen las miradas hacia una de sus ventajas; según la profesora Ellen J.Langer, de la Universidad de Harvard, este tipo de botones «dan cierta sensación de control, aunque no hagan nada, lo que reduce el estrés y la ansiedad».

Con todo, a partir de 1990 todos los ascensores llevaban de serie un botón, el de cerrar puertas, que no servía para nada. Porque sólo los técnbicos tienen acceso a los códigos para forzar el cierre de puertas. Hay excepciones, eso sí: en Reino Unido parece que estos botones sí funcionan. 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *